Contrato de alquiler con opción a compra

Si estás pensando realizar un contrato de alquiler con opción a compra, seguro que te interesa nuestro modelo. Es la mejor opción para asegurarte de utilizar un documento adecuado, personalizado y ajustado a la ley sin tener que recurrir a un abogado.

Utiliza el contrato de alquiler con opción a compra si…

  • Eres propietario de una vivienda y deseas sacar un dinero extra alquilándola mientras planeas su venta en un futuro.
  • Tienes intención de comprar una vivienda en el futuro, pero actualmente prefieres vivir de alquiler o quieres probar cómo sería vivir en una zona antes de lanzarte a comprar y te gustaría que lo que pagues como renta mientras estás de alquiler no “sea en vano”.

Características del contrato de alquiler con opción a compra

El contrato de alquiler con opción a compra se ha convertido en una opción muy demandada. Esto es porque es una solución muy asequible para la compra de una vivienda. Uno de los motivos principales de su popularidad son los obstáculos con los que podemos encontrarnos al pedir un préstamo hoy en día. Las características de este alquiler son:

  • Duración: Suele ser inferior a 5 años para las viviendas, aunque puede variar.
  • Cuotas: Son las mismas que en un contrato de arrendamiento normal. Sin embargo, debe pagarse una prima inicial.
  • Precio: Se fija en el contrato y puede congelarse durante el período de alquiler. Este precio puede ofrecerse con  un descuento si se realiza la compra durante el primer año, o actualizarse en base a la inflación a partir del primer año.
  • Reducción: Normalmente, las cuotas de alquiler se descuentan del precio final de la vivienda. Con el paso de los años, disminuye el porcentaje del descuento sobre el precio a pagar por la compra de la vivienda.

Ventajas del contrato de alquiler con opción a compra

Este modelo de contrato ofrece múltiples ventajas tanto para el inquilino, como para el propietario. Destacamos las siguientes:

Beneficios para el propietario:

  • Obtiene unos ingresos estables por el alquiler de su vivienda, mientras espera a que la compra tenga lugar.
  • Puede fijar un plazo máximo de 5 años, obteniendo una reducción en su IRPF, que variará según las características del inquilino.

Beneficios para el inquilino

  • Disfruta de la propiedad deseada sin tener que afrontar un pago inmediato y consigue tiempo para reunir el dinero necesario para su compra a la vez que experimenta cómo sería vivir en su futura vivienda, información muy valiosa para su decisión. 
  • Se descuenta una parte de las cuotas pagadas al precio final, por lo que el dinero pagado durante el alquiler no se “desperdicia”. 

¿Sigues teniendo dudas sobre el contrato de alquiler con opción a compra? Contacta con nuestros especialistas y ellos resolverán todas tus dudas. Puedes escribirnos a info@legalbono.com